• Seminario Paulo Freire

Una experiencia más allá de lo esperado“la centralidad de la acción educativa”

Seguramente al recibir una invitación, han tenido esa sensación de que si la aceptan, van a formar parte de un evento sin precedente. Pues así fue el día en que se firmó la adhesión al Pacto Educativo Global el 30 de junio a las 16:00 hrs. en la sede de la Confederación Nacional de Escuelas Particulares (CNEP) a la que fue invitado el IMDOSOC a través del Seminario Paulo Freire, y a la que dio respuesta afirmativa el Ing. Constantino de Llano Presidente del Consejo del Instituto.


Si alguien irradiaba una felicidad muy especial ante lo que iba a suceder eran la Hna. María de Jesús Zamarripa Guardado, odn, Presidente de la CNEP con su equipo y no fue para menos, qué manera de convocar y qué gran respuesta obtuvieron. Sobre todo si consideramos la audacia del llamado, nunca antes realizado, por el Papa Francisco al centrar en la educación el esfuerzo común para transformar el mundo en que vivimos. La necesidad de reconstruir, con la más amplia participación posible, una alianza creciente entre personas, instituciones, proyectos, estados y gobiernos en torno al acto educativo.


¿Por qué estamos también felices? Porque a los 38 años de fundado el IMDOSOC con orgullo podemos decir que en los últimos 10 años, la Confederación Nacional de Escuelas Particulares, a través del Equipo Nacional de Reflexión Educativa, ha formado parte muy especial de él. Es por eso que estamos doblemente emocionados y esperanzados con esta firma.


El Papa lanzó el Pacto Educativo Global con una claridad nunca antes vista que ha logrado un alto nivel de compromiso en todo el mundo con una adhesión verdaderamente universal. Después de presenciar la firma en la CNEP constatamos que sí es posible crear una aldea global de la educación. Puedo asegurar, si se sigue trabajando así, que la educación deberá cambiar de tal manera que veremos sus frutos en nuevas formas de educar y cuidar de nuestra casa común, de posicionar la centralidad de la persona, de escucharnos unos a otros, de lograr la participación de todos los actores educativos, de una verdadera metamorfosis eco-social por el bien de todo y de todas y todos.


Es más fácil entender por qué el Papa Francisco insiste enla centralidad de la acción educativa y en su diversidad, como constructora de sentido en la sociedad y generadora de una sólida fraternidad universal, que se compromete con el pasado (la tradición), con el presente (responsabilidad) y el futuro (esperanza) de la humanidad”.

Y vaya que ese día se sentía algo especial además de la celebración festiva que surge cuando lo que se hace está muy bien hecho y con miras a formar mejores personas para transformar la sociedad.


Esa tarde se contó con la presencia, por nombrar a algunos y sin deseo de omitir a nadie, de Alejandra Beigbeder, representante del proyecto Planet Fraternity y del Hno. Juan Antonio Ojeda impulsor del PEG desde la OIEC, la adhesión de la Dimensión de Pastoral Educativa y de Cultura de la CEM, la Mtra. María del Carmen Salvatori B., en representación de la Secretaría de Educación, la Mtra. Delfina Gómez Álvarez, el P. Eduardo Corral Merino, Secretario Ejecutivo de las Dimensiones de Educación y Cultura del Episcopado Mexicano, así como la firma de un gran número de Órdenes, congregaciones religiosas, instituciones como IMDOSOC, Redes Universitarias (Maristas, de La Salle) y de Preparatorias (ANEPPI), Federaciones, Empresas, Colegios y decenas de personas que hablaban a nombre de sus instituciones educativas y religiosas, editoriales, todas y todos comprometidas con un cambio educativo verdadero por un México y un mundo mejor.


Si el IMDOSOC quiere ser capaz de modificar la manera de estar en el mundo y en el cosmos, que transforme las relaciones y la vida personal de una manera radical al servicio de la justicia social y la ética ecológica, el derecho y la paz y que genere dinamismos nuevos que involucren a otras personas y grupos hasta que fructifican en cambios significativos en la solidaridad, la responsabilidad y el cuidado basado en la compasión especialmente a favor de los que no tienen voz. Pues podemos decir que con razón firmó la adhesión al Pacto Educativo Global.

Juntos, mediante la educación, podemos humanizar nuestra sociedad. GRACIAS por sumarse.


¡Vaya compromiso que ha firmado el IMDOSOC!


Entradas Recientes

Ver todo