• Seminario Paulo Freire

Re-construir una trama de relaciones


La atención educativa puede representar un importante punto de encuentro para re-construir una trama de relaciones entre las diferentes instituciones y realidades sociales: para educar a una niña o niño, adolescente o joven es necesario que dialoguen en función de un objetivo común la familia, la escuela, las religiones, las asociaciones y la sociedad civil en general. Partiendo de la urgencia educativa es posible contrastar la silenciosa ruptura de los lazos de integración y de comunión social (LS, n. 46) a través del Pacto Educativo Global al que hemos sido convocados por el Papa Francisco.


El Papa, ha instado en afianzar un sistema educativo que aleje a la sociedad de la "indiferencia" y el "descarte" que ha definido como "dos grandes males" que se ciernen sobre el mundo actual. Por eso es necesario promover un nuevo tipo de educación que nos lleva a cambiar el aprendizaje y por consiguiente a cambiar la enseñanza.


Una educación fructífera no depende exclusivamente de la preparación del profesor ni de las competencias que tenga cada alumno o alumna, más bien depende de la calidad de la relación que se establece entre ellos. En esta relación ambos se educan. Hay que saber educar en la reciprocidad, en esa correspondencia mutua. Más no es suficiente, ya que hay que tomar en cuenta que existe, antes que la escuela y sus profesores, la familia en cuanto lugar donde se aprende a salir de sí mismo y colocarse frente al otro, a escuchar, a compartir, a soportar, a respetar, a ayudar, a convivir. La familia y la escuela jamás van contrapuestas. Son com